Cómo eliminar los hongos de los pies

23369
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter

Los pies es una parte del cuerpo que la mayoría de las personas descuidan, sin embargo esta es tan importante como las demás y es por eso que debemos cuidarla y mantenerla saludable.  Algunos descuidos provocan hongos en nuestros pies, los cuales son muy molestos ya que producen picor, sudoración excesiva, mal olor, etc. Por eso si los has descuidado no te preocupes, porque en unComo.com te enseñaremos cómo eliminar los hongos de los pies.

Lava bien tus pies

Todos los días cuando tomes un baño asegúrate de lavar bien los pies para eliminar toda la suciedad y las bacterias, así se evitará la formación de hongos y el mal olor. Cepilla la planta de los pies, los laterales, las uñas y entre medio de los dedos, luego enjuaga con abundante agua hasta eliminar bien el jabón. Además ten en cuenta que para esta zona será mucho mejor usar un jabón antibacterial.

Seca bien tus pies

No importa cómo de apurado estés luego de lavar los pies tómate un tiempo para secarlos bien, especialmente entre medio de los dedos. Evita dejarlos húmedos, ya que esto favorece y prolifera la aparición de hongos, creando el ambiente ideal para estos desagradables huéspedes.

Coloca los pies en agua con lejía

Coloca en un recipiente agua tibia y un tapón de lejía y sumerge tus pies durante 30 minutos, luego sécalos bien. Repite el procedimiento durante dos semanas cada dos días y luego una vez por semana para evitarlos. El cloro resecará la piel por eso deberás colocar crema hidratante por las noches, a pesar de ello se trata de una forma sencilla de matar los hongos y mejorar la salud de tus pies.

Vinagre de manzana

También puedes tratar de eliminar los hongos de los pies empapando un algodón en vinagre de manzana y presionarlo suavemente durante 20 minutos sobre la zona afectada. Al igual que el cloro, el vinagre tiene la capacidad de reducir los hongos y evitar su proliferación.

Utiliza calcetines adecuados

Utiliza calcetines de algodón y cámbiatelos todos los días, en caso de que tus pies suden mucho cámbiate varias veces al día. Es importante que el material de lo calcetines sea de algodón para permitir que tus pies respiren adecuadamente, previniendo la sudoración. Recuerda que la humedad junto con el calor son ideales para la formación de hongos.

Cambia de zapatos

Si tienes hongos en los pies es más que seguro que estos también proliferen en los zapatos, así que cámbialos o lávalos bien para eliminar las bacterias, luego coloca en ellos talco. Además es importante tener en cuenta que los mejores zapatos para prevenir los hongos son aquellos elaborados en piel, pues permiten la adecuada transpiración de los pies. Por el contrario el plástico y los materiales sintéticos aumentan la sudoración.

Hongos en las uñas

Se conoce como onicomicosis la invasión de hongos en las uñas, una afección que causa la aparición de manchas amarillas y un aspecto desagradable de estas. Es más común que esto se produzca en las uñas de los pies, aunque también pueden aparecer hongos en las manos. Para descubrir más acerca de esta condición, te invitamos a leer nuestro artículo sobre cómo curar los hongos de las uñas.

Prevenir los hongos

Una vez ya hayas curado tus pies y estén libres de hongos debes tener en cuenta los métodos que tienes que seguir para conseguir evitar volver a contagiarte con la bacteria que te ha causado esta afección. A continuación te damos algunos consejos para que estés prevenido de los hongos, toma nota:

Utiliza el calzado adecuado: evita los zapatos de plástico o sintéticos y opta por los que estén elaborados de materiales naturales como la piel o el cuero.
Seca bien los pies: después de cada lavado procura secar bien tus pies con toallas para evitar que se quede humedad almacenada en alguna zona; recuerda que los hongos aparecen por la humedad así que procura tener cuidado cuando los laves.
Polvos de talco: para evitar la sudoración y, así, la aparición de humedad en los pies una buena manera de hacerlo es aplicando polvos de talco después de cada ducha.
No andes descalzo: procura no ir nunca descalzo y, menos aún, en zona públicas como baños o piscinas. Los hongos son altamente contagiosos y si alguien tiene, es probable que puedas tenerlos tú también así que siempre usa calzado.
En este artículo de unComo te damos más consejos sobre cómo prevenir los hongos en los pies para que sepas tenerlos protegidos de infecciones.

 

Compartir
Facebook
Twitter