Como ayudarse con tratamientos caseros en la ansiedad

31641

La ansiedad se define como una sensación permanente y constante de preocupación, miedo o nerviosismo, pero sin saber su causa. La ansiedad es un trastorno que, por lo general, comienza en la edad madura y afecta más a las mujeres que a los hombres.
cuando la ansiedad es extrema y continúa aún cuando la persona no sabe por qué está preocupada, es necesario hacer un alto y buscar maneras de relajarse.
La mayoría de las personas son muy ansiosas y esto no está mal, sin embargo cuando la ansiedad se vuelve incontrolable es peligroso porque se puede sufrir un ataque de ansiedad. Es importante que consultes con un profesional para que éste pueda iniciar un tratamiento adecuado para ti, pero en casa también puedes optar por otras alternativas.

Síntomas de la ansiedad

Sudor excesivo.
Taquicardia.
Falta de concentración.
Malestar en el estomago.
Pensamientos pesimistas y negativos.

Causas

Trastornos hormonales: Las ansiedad es un trastorno que afecta mayoritariamente a las mujeres en distintas etapas de su vida que están relacionadas con su ciclo menstrual y suele conllevar cambios de carácter asociados que pasan por estados de irritabilidad o depresión cuya intensidad se acusa en función del estado general de la paciente.

Estos cuadros asociados a las variaciones hormonales pueden ser temporales como la depresión postparto o permanentes en ciertas etapas de la vida reproductiva femenina como la menopausia, y los tratamientos aplicados pasan por la sustitución o reemplazo hormonal o la administración de tratamientos hormonales compensatorios de los déficits que presenten los análisis.

El Estrés: es uno de los mayores precursores de ansiedad, las personas sometidas a situaciones extremas o agotadoras en su entorno íntimo por problemas personales o requerimientos laborales pueden presentar crisis de ansiedad de moderadas a severas en función de su resistencia a la fatiga.

Cuando la ansiedad está generada por el trabajo los psicólogos recomiendan apartarse temporalmente del entorno laboral y cuando se producen a causa de problemas personales o trastornos relacionados con la conducta, pueden prescribirse tratamientos farmacológicos junto con la baja médica con el objetivo de paliar los síntomas y recuperar el equilibrio emocional.

Otras causas desencadenantes de crisis de ansiedad son los trastornos psicompulsivos y que generalmente están originados por determinadas fobias que causan desórdenes en el comportamiento de las personas y pueden incluir implícitamente ataques de pánico que aumentan significativamente las sensaciones angustiosas producidas por la ansiedad como el nerviosismo y alteraciones en la percepción de la realidad.

Tratamientos para la ansiedad

Un baño caliente ayuda a controlar la ansiedad
Un baño caliente es relajante y agradable por lo tanto puede ayudar a reducir la ansiedad. Para un efecto mas relajador añada aceite o flores secas de lavanda al agua caliente de la tina.

Agua de avena
Pocas personas saben que tomar agua de avena, puede ayudarnos a evitar la ansiedad, además de aportarnos otros beneficios. Debemos mencionar que hay que preparar una jarra de agua con un litro, se deberá añadir 5 cucharadas de avena con una pizca de azúcar para luego dejarla reposar por 10 minuto.

La valeriana es un sedante natural
La valeriana es muy recurrida cómo tranquilizante, debido a que esta cuenta con sustancias que nos relajan y por lo mismo, es ideal para esta clase de personas que padecen de ansiedad. Una infusión de valeriana antes de dormir, diariamente, puede ser ideal para prevenir y ayudar a calmar la ansiedad.
Para empezar a prepararla, debemos usar un vaso de 300 mililitros con agua para luego echarle 3 gotas de valeriana. Una vez esto, se calentará por un lapso de 3 minutos y dejarla reposar por 5 minutos.

Vitamina B y magnesio ayudan a controlar la ansiedad
Muchas personas que tienen deficiencia de vitaminas del grupo B o de magnesio, experimentan ansiedad. Hable con su médico para ver si éste es su caso y para que le recomiende un buen suplemento.

Realizar ejercicios
Realizar ejercicios como caminar, correr, nadar o montar bicicleta. Si no se puede meditar, se aconseja hacer ejercicio con regularidad, ya que éste tiene el mismo efecto tranquilizante que la meditación, sobre todo si es una actividad continua como correr o nadar”.

Cebolla y apio para reducir el estrés
Según un artículo, el apio contiene ftalidas, un fitonutriente que reduce hormonas del estrés. Por otro lado, la cebolla contiene compuestos fenólicos. Estudios preliminares han encontrado que estos compuestos podrían ser beneficiosos para aliviar la ansiedad. Incluya 2 tazas de apio o cebolla a su dieta diaria por una semana.

Ejercicios de respiración y risas
Aprendiendo técnicas sencillas de respiración nos ayudará mucho a calmarla la ansiedad y a relajarte. Si a ello le juntamos la risa (la mejor medicina) tenemos una combinación perfecta. Puedes mirar una comedia o película que sabes que te hará reír o realiza alguna actividad que te divierta.